Higiene después de entrenar

Ducharte después de entrenar es un paso muy importante en tu rutina diaria.

¡No te lo saltes!

Te preguntarás por qué:

Debes limpiar tu piel después de entrenar.

  1. Al hacer ejercicio tu piel libera toxinas, si no te duchas, esas toxinas pueden irritarla. Esto puede causar la aparición de los terribles puntos negros (en cara y cuerpo). No queremos eso, ¿verdad?
  2. Después de un entrenamiento intenso ¡debes esperar 10 minutos para ducharte!

Tu piel está más sensible después de entrenar. Da tiempo en lo que tu temperatura corporal regrese a la normalidad para evitar que aparezcan irritaciones en la piel, aprovecha este tiempo para estirar, caminar y así reducir tu ritmo cardíaco.

  1. Es muy importante esperar a dejar de sudar antes de la ducha.

Te aconsejamos que la ducha sea rápida y con agua tibia. Para una buena circulación siempre es mejor que los últimos minutos sean de agua más fría que caliente.

  1. Si se trata de tu segunda ducha del día no enjabones todo tu cuerpo, ya que el exceso de jabón puede secar y desnutrir tu piel. Te recomendamos usar jabón neutro para las zonas donde más transpiras (axilas y pies).
  2. ¡Hidrata tu piel!

Usa cremas libres de aceites para que se absorba de forma rápida. También es muy importante hidratar la piel de tu rostro, usa productos de consistencia suave, ya que al hacer ejercicio físico los poros están dilatados y la piel se encuentra más receptiva a cualquier cosmético.

Te aconsejamos no usar maquillaje pasadas unas horas.

Con estos consejos, la ducha después de entrenar en nelsonvargas será más fácil y tu vida #CadaDíaMejor